ÍNDICE

 

202. CUALES SON LOS TIPOS DE AMEBAS QUE EN FORMA MÁS FRECUENTE AFECTAN AL ORGANISMO HUMANO

 

No todas las amebas producen daño en los tejidos humanos y por consiguiente no todas producen enfermedad. En cuanto a las de vida libre o Coprozoicas hay polémica en reconocer su poder destructor. Se creía que las Acanthamoebas Castellanii o la Hartmanella Hyalina no producían lesión orgánica, sin embargo se han comunicado casos de meningitis mortales en las que se ha constatado la presencia de estos protozoarios en el tejido nervioso. Está demostrado por ingeniería genética que la ameba patógena es la histolytica y la dispar es una cepa no patógena. Así, las amebiasis asintomáticas se atribuyen a la E. Dispar, incapaz de producir enfermedad incluso en pacientes inmunodeprimidos, en tanto que la E. Histolytica solo en condiciones muy especiales relacionadas con el estado de defensa del huésped y escasa infestación, casi siempre se relacionan con cuadros intestinales o extraintestinales de diferente gravedad.

 

Consideramos que todas las amebas en mayor o menor grado y según las condiciones del huésped, pueden producir alteraciones en el sistema gastrointestinal sin que esto quiera decir que son enteropatógenas obligadas. La Entamoeba Histolytica sigue siendo la más importante como causante de daño en el organismo humano, siendo la que más invade los tejidos y provoca complicaciones con mayor frecuencia.

 

Se ha mencionado que la Entoameba Hartmani es la responsable de muchas de las lesiones que se atribuyen a la Entamoeba Histolytica. En este sentido y con fines prácticos se considera Entamoeba Hartmani a la que alcanza hasta 10 micras de tamaño y todas las que pasan de esa medida como generalmente ocurre, se consideran Entamoebas histolyticas. Debe aclararse que el parecido al microscopio es asombroso y por eso la diferenciación se dificulta pues su tamaño la hace menos Identificable. Además cuando se realiza un examen en un paciente agudamente enfermo las formas grandes y agresivas son generalmente las que encontramos.

 

En el organismo humano se encuentran amebas de diferente género y Ins que en orden de importancia causan mayor enfermedad son las siguientes:

 

1.      Entamoeba Histolytica

2.      Dientamoeba Fragilis

3.      Entamoeba Gingivalis

4.      Entamoeba Coli

5.      Entamoeba Polesky

6.      Entamoeba Moshkovskii

7.      Endolimax Nana

8.      Iodamoeba Butschlii

 

Las dos primeras, es decir la Entamoeba Histolytica y la Dientamoeba Fragilis, son las mas comunmente encontradas en los tejidos orgánicos. Sin embargo, el portarlas no equivale a que siempre deba presentarse la enfermedad Son comensales que viven sin causar destrucción tisular, diferentes a otros géneros de parásitos obligatorios cuya presencia es sinónimo de enfermedad. Así por ejemplo la existencia del Plasmodium siempre origina paludismo que puede ser más o menos grave de acuerdo al tipo que haya afectado al organismo. En la amebiasis suceden fenómenos diferentes. La presencia de la ameba, incluso del tipo histolytico, no asegura que exista una amebiasis, es decir no es un parásito obligatorio y hay que contar con su virulencia, agresividad, número y condiciones del huésped para que exista enfermedad. Cuando se ha roto la hegemonía paciente-parásito, la ameba causa enfermedad es entonces un parásito facultativo.

 

Es conveniente saber interpretar un examen coprológico y coproparasitario de heces. Existen personas que eliminan quistes de amebas durante muchos años sin que exista enfermedad al no ser una forma invasiva pero si un medio de contagio para otras personas. Solo cuando se demuestra al trofozoito estamos ante el peligro de una enfermedad amebiana y en estos casos si se justifica el tratamiento aunque no existan síntomas o evidencia de lesión amebiana.

 

Dirección: Hospital Clínica Kennedy Alborada. Calle Crotos y Av. Rodolfo Baquerizo. Torre Norte. Oficina # 210. 

Teléfono: (593-4) 223 9371  Celular: 099 774 261 (Movistar) / 094 012 161 (Porta)

Guayaquil - Ecuador

  Copyright © Todos los derechos reservados, prohibida su reproducción parcial o total si autorización.

Diseño y marketing por www.medicosecuador.com