MEDICOSECUADOR

ODONTOLOGOSECUADOR

 

MEDICOS ECUADOR

¿Te sientes mal?  busca un médico o empresa de salud aquí

 

 
  
  

MEDICOS ECUADOR FACEBOOK

 

 

Publicidad

 
 

› Hazte fan

Artículos de salud para pacientes

Pubertad precoz o desarrollo sexual prematuro

Podemos definir  tres situaciones que indican  del final de la niñez e inicio precoz de la pubertad:

Publicidad

·         La aparición de vello en el pubis y en las axilas, en las niñas menores de 8 años y en los niños menores de 9 años; esta situación es conocida como Adrenarquia precoz.

·         El inicio del crecimiento de las glándulas mamarias en las niñas menores de 8 años, condición conocida como Telarquia precoz.

·         La aparición de vello únicamente en la región del pubis, en niñas menores de 8 años o en niños menores de 9 años; ello es conocido como Pubarquia precoz.

Estas  tres situaciones anteriormente mencionadas pueden presentarse sin que ocurra necesariamente otro tipo de desarrollo precoz y que generalmente los cambios son totalmente benignos aunque el médico siempre descartará que los signos de pubertad precoz sean secundarios a las altas cantidades de estrógenos o andrógenos (hormonas sexuales femeninas o masculinas, respectivamente) que algunos tumores de las glándula suprarrenal, el hígado, la glándula pineal,  los ovarios o los testículos pueden producir.

 

Síntomas

En las niñas se notará el crecimiento de las mamas, la aparición del vello pubiano y axilar y la aparición de la primera menstruación (menarquia).

En los niños se observará aumento de la estructura muscular y del tamaño del pene, aparición de vello en la piel del rostro, del pubis y de las axilas.  Aunque en un comienzo se observa aumento de la estatura, lo cierto es que la talla final será menor dado que los núcleos óseos de crecimiento se cerrarán prematuramente.

Exámenes

Generalmente el médico sugerirá  la medición  sanguínea de la Gonadotropina coriónica humana, el estradiol, la testosterona, la hormona folículo estimulante (FSH), la hormona luteinizante (LH), la Prolactina, el Sulfato de Dehidroepiandrosterona y la respuesta orgánica a la Hormona liberadora de gonadotropinas.  Igualmente determinará la edad ósea a través de una radiografía de la mano y del puño izquierdo, valorará el estado de los órganos genitales internos femeninos a través de una ecografía pélvica y descartará la existencia de lesiones tumorales mediante una TAC (tomografía axial computada) o una RNM (resonancia nuclear magnética) de cráneo y abdomen.

Tratamiento

Si el médico considera que se trata de una pubertad precoz y piensa que ello interferirá en la estatura final usualmente sugerirá inhibir las hormonas que están incidiendo en la precocidad de los cambios sexuales (LH y FSH) a través de medicamentos como el acetato de nafarelina, el acetato de leuprolida o el acetato de histrelina, por ejemplo.  Esta medicación usualmente la recomendará hasta la edad considerada adecuada para que comiencen los cambios propios de la pubertad normal.

En  caso de encontrarse tumores productores de hormonas sexuales el tratamiento será la extirpación de éstos.

Existen algunos casos de pubertad precoz en los que el médico sugerirá medicamentos antiandrogénicos (antagonistas de los andrógenos, hormonas sexuales “masculinizantes”) como la espironolactona o el acetato de ciproterona.  En muchos casos se sugerirá valoración y apoyo terapéutico por parte de psicología.  

 

Le gustó el artículo?

Si desea puede hacer una donación, gracias